>CosasdeMotor.es

Consejos para comprar un BMW serie 1 de segunda mano

Autor: Comentar
Comparte este artículo

Comprar un coche de segunda mano puede resultar bastante económico, siempre y cuando tengas en cuenta algunos aspectos. Uno de esos aspectos, es tener en cuenta los problemas que hayan podido tener los diferentes modelos en su fabricación. Debido a varias circunstancias, a veces algunos modelos han podido presentar fallos en algunos de sus componentes, por lo que es bastante recomendable ser bastante minucioso a la hora de comprobar el estado de estos vehículos de segunda mano. A la hora de adquirir un BMW serie 1 de segunda mano sucede lo mismo, por lo que vamos a dejar reflejados algunos de los aspectos más importantes que deberías de revisar, para asegurarte de que el coche, se encuentra en perfectas condiciones a la hora de llevar a cabo la compra.

Qué comprobar al comprar un BMW serie 1 de segunda mano

Qué comprobar al comprar un BMW serie 1 de segunda mano

Las comprobaciones imprescindibles que debes hacer son:

Comprueba el motor

Pese a que la comprobación del estado del motor tiene que ser algo recurrente en la compra de coches de segunda mano, con respecto al BMW Serie 1, esta comprobación debería de ser más minuciosa.

En su día, hubo una tirada de estos modelos de BMW que presentaron fallos en el motor. Pese a que muchos de estos fallos vinieron de fábrica y fueron subsanados en su día, es importante cerciorarse de que así sea.

El embrague

Pese a que los embragues tengan una vida útil, debido al uso del mismo, en el BMW Serie 1, estos solían fallar a partir de los 100.000 kilómetros. Comprobar el estado de estos embragues a la hora de comprar un modelo de segunda mano es importante, sobre todo conocer si se ha realizado alguna clase de mantenimiento sobre la caja de cambios y tener en cuenta por supuesto, los kilómetros que acumula el vehículo.

Consejos para comprar un BMW serie 1 de segunda mano

Los amortiguadores

Los amortiguadores es uno de los componentes que más fallos ha reportado en los BMW Serie 1, sobre todo cuando se ha llegado a una cierta cantidad de kilómetros.

En este sentido, deberíamos de comprobar que estos no presenten ningún tipo de fuga, comprobando su amortiguación en carretera para ver cómo se comportan y ver si rebotan o no. Si rebotan, es que probablemente se encuentren desgastados. Esto puede ser crucial, hasta tal punto, ya que, si se han producido dos rebotes, estén a punto de fallar.

 La dirección

Por último, la dirección ha sido otro de esos elementos que más problemas ha dado en los BMW Serie 1 de primera mano.

Esto es debido a un desgaste irregular producido en el eje delantero, debido a la utilización de un tipo concreto de neumáticos. Cuando vayas a probar el BMW Serie 1 de segunda mano, debes de cerciorarte de que la dirección se encuentra alineada y que el coche, con el volante recto, no se mueva hacia ningún lado.

La cantidad de kilómetros vuelve a ser un factor clave y si el coche supera los 100.000, es importante comprobar la precisión de esta dirección y observar si se produce algún ruido raro al girar, sobre todo, cuando estamos circulando a velocidades bastante bajas.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Especiales


0 Comentarios Enviar un comentario


    Utilizamos cookies de terceros para generar estadísticas de audiencia y mostrar publicidad personalizada analizando tu navegación. Para poder seguir navegando necesitamos que aceptes su uso. más información

    Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

    Cerrar