¿Se deben cambiar los neumáticos en invierno?

La pregunta que nos hacemos en este blog de motor puede tener una respuesta muy rápida, en función de quien la responda. Habrá quien diga rotundamente que sí, ya que son partidarios de usar unos neumáticos en invierno y otros en verano. Pero ante la pregunta ¿se deben cambiar los neumáticos en invierno? habrá quien diga que no hace falta. Entonces, ¿qué hacemos?

0 comentarios
alejandrocastellon
domingo, 29 noviembre, 2009
neumáticos invierno

La práctica de cambiar los neumáticos en invierno es un hábito que no se ha extendido en España, pero hay sectores que aconsejan hacerlo, y te dan una serie de razones para ello, que pasan por una mejor conservación y así se pueden evitar los problemas que pueden surgir en sus neumáticos

Precisamente en cuanto a conservación de los neumáticos en invierno, si finalmente decides cambiarlos, hay una serie de consejos que debes seguir:

-Deben guardarse limpios: es necesario lavar y dejar secar los neumáticos y las llantas antes de almacenarlos. La luz del sol puede acelerar la vida de la goma volviéndola frágil y quebradiza. También es importante evitar cualquier contacto con aceite, gasolina, grasa u otros disolventes.

-Incrementar ligeramente la presión del neumático durante el periodo de almacenamiento.

-Marcar la posición del neumático: es conveniente marcar la posición en cada neumático con un trozo de tiza a fin de que, en el siguiente cambio, cada neumático vuelva a montarse en la misma rueda en la que estaba (DD= delantero derecho, DI= delantero izquierdo, etc.).

-Comprobar el perfil de profundidad de los neumáticos: la ley europea dictamina que el mínimo legal de profundidad es de 1.6 mm.

La práctica de cambiar los neumáticos y tener unos para el invierno y otros para el verano es recomendable, ya que los cambios de temperatura y las condiciones climatológicas pueden afectar a la vida del neumático. Además es importante saber elegir el tipo de cubiertas ya sean normales o cubiertas de perfil bajo No obstante, pese a que sea una práctica recomendable, muy pocos conductores la realizan, ya que supone un gasto de neumáticos (debes tener al menos ocho) y de tiempo considerables, puesto que cada seis meses hay que cambiarlos.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *